Comité Internacional de Paz, Justicia y Dignidad rechaza orden ejecutiva que extiende el bloqueo contra Venezuela

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, expresó una vez más su desprecio por la legalidad internacional y la violación reiterada de la carta fundacional de las Naciones Unidas al firmar el lunes una orden ejecutiva que extiende el bloqueo económico, comercial y financiero contra su hermana. República Bolivariana de Venezuela.

No satisfecho con el daño que ya ha causado por la confiscación y el robo de fondos venezolanos y su principal fuente de fondos de Pdvsa, ahora congela los activos del gobierno venezolano y prohíbe cualquier transacción económica con el gobierno legítimo del presidente Nicolás Maduro.

El carácter extraterritorial de la medida, similar a los adoptados contra Cuba, Irán y Corea del Norte, impone enérgicamente un mayor sufrimiento a la población venezolana con el claro propósito de destruir al gobierno elegido democráticamente con el 68% de los votos, para apoderarse del enorme riquezas y recursos naturales de Venezuela, principalmente de su petróleo.

En el apogeo de la vergonzosa sumisión al imperio, el vasallo Juan Guaidó felicitó las medidas anunciadas por Trump contra su pueblo.

Trump y sus halcones nuevamente reiteran que “todas las opciones están sobre la mesa” en clara alusión a la posibilidad de intervención militar. Amenaza que fracasó hace 8 meses por la resistencia del pueblo venezolano y su Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) a quienes no han podido dividir ni duplicar.

Coincidentemente con las nuevas medidas anunciadas, se celebró en Perú una Conferencia Internacional convocada por el Grupo de Lima, en la que Estados Unidos, en su supuesto papel de observador, fue quien dibujó el mapa de la ruta. despreciable y más agresivo de los halcones asesores de Trump, John Bolton, quien tuvo la desvergüenza y la hipocresía de afirmar en su discurso que Maduro usa escuadrones de la muerte entrenados y equipados por cubanos para secuestrar, encarcelar, torturar y matar a casi 10,000 de sus ciudadanos. La reunión de Lima terminó con nada más que la mitad de los invitados desaparecidos. Solo sirvió como una tribuna estadounidense de amenaza y grosería para aquellos que no se doblegan a sus intereses.

Requerimos que Bolton muestre evidencia de tal calumnia y le decimos que los pueblos no son ignorantes, sabemos muy bien quién usa escuadrones de la muerte y entrena mercenarios para asesinar a los combatientes sociales del continente.

“Se necesita mucho más que un magnate supremacista en campaña, o un halcón agresivo sin dormir … para deshacer el trabajo libertario iniciado por Simón Bolívar y reanudado en el siglo XXI por el comandante Hugo Chávez” . Así lo expresó el canciller Jorge Arreaza. “No permitiremos que esta escalada de agresión sesgada afecte los procesos de diálogo político en el país”, confirmó “el deseo inquebrantable de alcanzar acuerdos nacionales en diferentes dimensiones para fortalecer aún más la democracia y garantizar el derecho de las personas a vivir en paz”.

Cuba, Rusia y China fueron los primeros en responder: “Es un botín, un robo, una agresión brutal contra Venezuela”, dijo en Twitter el presidente cubano, Miguel Díaz Canel. La acción “cobarde” contra los activos venezolanos responde a la frustración de Washington “por el valor y la resistencia de la Revolución Bolivariana” , reiterando una vez más su solidaridad con el pueblo de Venezuela y con el presidente Nicolás Maduro.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia calificó el bloqueo de los activos venezolanos por parte de Estados Unidos como una acción de terror económico “, subraya que la medida carece de fundamento legal”. Después de numerosas fallas militares para tomar el poder en Venezuela, Washington apuesta por el empeoramiento de la situación social y económica guiada por el principio de “cuanto peor, mejor”, estas “restricciones duras” afectan principalmente a los sectores más vulnerables de la sociedad, los ancianos,

“Esta línea discriminatoria es un desafío para todo el sistema de relaciones internacionales que establece medidas punitivas unilaterales como una norma diaria y contradice los valores humanitarios y de derechos humanos. Recordamos que ningún estado tiene el derecho de dictar su voluntad a otros a través de la represión económica”. .

China ha aconsejado a Estados Unidos que “aprenda las lecciones de la historia” y “abandone sus planes de crear conflictos en la sociedad venezolana”, a través de su ministerio de asuntos exteriores, calificándola de “una violación grave de las normas básicas de las relaciones internacionales”.

“Nuestra posición es conocida, nos oponemos a la aplicación extraterritorial de medidas unilaterales”.

El presidente Nicolás Maduro pidió la unidad popular, la resistencia y la movilización para enfrentar el terrorismo económico y político en esta nueva fase de agresión. “Nuestra resistencia de hierro y nuestra capacidad de lucha son la clave para enfrentar las agresiones criminales del imperialismo, la derecha nacional e internacional. Tenemos la tensión de los libertadores, la razón y la fuerza moral”, dijo el presidente venezolano Nicolás Maduro, en tu cuenta de Twitter.

El FANB se ha asegurado de que las acciones de los Estados Unidos busquen afectar el diálogo político promovido por el ejecutivo nacional con los sectores de oposición,

“Antes de que el chantaje y la coacción que quieren imponer la FANB se mantienen firmes e inflexibles en sus convicciones democráticas, no se rinden nunca debido a las amenazas imperiales”

Delcy Rodríguez, vicepresidente ejecutivo declaró: “Llamo a la unidad nacional, las fuerzas de la nación para asegurar el futuro, el progreso y el desarrollo de la nación. Esa es la única forma. Debemos expandir la soberanía y la seguridad alimentaria, juntos venceremos estas agresiones ilegales del gobierno de los Estados Unidos ” . También agregó que es “una amenaza para el sector privado en todo el mundo”. Todos los países que tienen activos en los Estados Unidos deberían preocuparse ” .

El Comité Internacional para la Paz, la Justicia y la Dignidad a los Pueblos, reitera su plena solidaridad con el pueblo de la hermana República Bolivariana de Venezuela y el presidente legítimo Nicolás Maduro; Hacemos un llamado urgente para repudiar esta violación flagrante de los derechos humanos del pueblo de Venezuela. Preguntémosle a la Sra. Bachelet si es un crimen intentar o no el mayor poder del planeta para rendirse por hambre y enfermedad a la voluntad soberana de todo un pueblo. Preguntemos qué medidas tomará contra Estados Unidos que año tras año anula las resoluciones de la gran mayoría de los países contra el bloqueo económico, comercial y financiero contra Cuba durante más de medio siglo y ahora quiere aplicarlo contra Venezuela.

Digamos las cosas por su nombre: repudiemos enérgicamente el régimen del reaccionario líder del Imperio, Donald Trump.

¡Solidaridad y movilización internacional con el pueblo heroico de Venezuela y su gobierno legítimo!

Comité Internacional de Paz, Justicia y Dignidad para los Pueblos